Ambliopía: qué es, causas, síntomas y tratamientos

Autor: Equipo médico Bogotá Láser
19 de febrero de 2021
combate la ambliopía con estos tratamientos

Conocida también como el síndrome del ojo perezoso o vago, la ambliopía se produce cuando en uno o ambos ojos no se desarrolla de manera idónea la visión, sobre todo en la etapa de crecimiento donde en los primeros años se define la capacidad visual. Es una patología que afecta al 2 por ciento de la población mundial y a la que hay que diagnosticar y tratar tan pronto como sea posible. De lo contrario, no podrá contar con una visión sana.

 

Caracterizado como una de las enfermedades oculares más frecuentes en jóvenes y adultos, esta anomalía es generada por la utilización de un ojo más que el otro, para ver con claridad personas y formas a distancia. Producida sin ninguna alteración en las estructuras del ojo, se asocia a distintas causas que generalmente se dan en la edad de crecimiento, como lo pueden ser el estrabismo o defectos refractivos, es decir cuando la imagen del objeto llega al cerebro por medio de la luz y no se puede ver con facilidad.

 

¿Qué causa la ambliopía?

 

• Estrabismo: se manifiesta cuando los ojos apuntan a diferente dirección, es identificado cuando un ojo puede enfocar la visión hacia adelante y el otro apunta hacia la nariz, hacia afuera, arriba o abajo. Con ánimos de evitar la visión doble, el cerebro del niño puede ignorar la imagen de uno de los dos ojos, generalmente desalineado. No obstante, este no es un motivo para que el ojo no se desarrolle correctamente.

 

• Errores de refracción: tanto la miopía, hipermetropía y el astigmatismo son defectos visuales que pueden hacer que un ojo se esfuerce más que el otro, haciendo que uno de los dos se “apague” y hace que la visión no se desarrolle correctamente. Esta condición puede ser difícil de identificar en edades tempranas, ya que la vista de un niño parece normal cuando usa los ojos a pesar de uno presentar menor capacidad que el otro.

 

• Catarata: aunque los casos son poco comunes, hay niños que nacen con cataratas que se producen cuando el cristalino del ojo - que normalmente es transparente- se opaca. Esto podría evitar que se desarrolle bien la visión del pequeño, incluso, puede ocasionar la pérdida total de la capacidad visual en el peor de los casos.

 

Síntomas del ojo perezoso

 

Es muy frecuente que el paciente tenga la necesidad de acercarse a objetos como: libros o periódicos a sus ojos, o que alguno de estos órganos presente una ligera desviación, dando como resultado dolores de cabeza y una visión limitada. Así mismo, algunas personas entrecierran los ojos, o inclinan su rostro para lograr enfocar de la mejor manera.

 

Si bien existen tipos de ambliopía conocidas como orgánica y funcional, la primera se puede tratar por medio de una cirugía láser de ojos en el caso que esta sea causa congénita, mientras que la segunda se deben utilizar parches oculares, por un periodo que determine el oftalmólogo.

 

Tratamiento para la corrección de la ambliopía

 

• Anteojos graduados: estudios clínicos han demostrado que es posible revertir la ambliopía en un tercio de los adultos, con mecanismos como: la cirugía de ojos, o el uso de gafas (cuando aún el órgano no se ha desarrollado en su totalidad) y utilizar un parche en el ojo “bueno” por varias horas, semanas o meses.        

                                                                                                               

• Parches oculares: se utilizan para estimular el ojo más débil, la idea es que se utilice entre 2 a 6 horas al día mientras que el pequeño empieza a corregir el ojo perezoso, todo depende de la afección del paciente. Existen dos tipos de parches oculares: uno se pone directamente sobre el ojo; el otro, diseñado para pequeños que utilizan gafas, es un parche que se adapta a la forma del lente. Todo depende de la decisión del oftalmólogo. 

 

• Gotas atropina: pese a los esfuerzos de los padres por la utilización de parches oculares, los niños se niegan y se lo remueven impidiendo que se pueda hacer el tratamiento con efectividad. Por ese motivo, en ciertos casos se pone una gota de una medicina llamada atropina en el ojo que está en condiciones idóneas. Sin embargo, esto es una medida que la define estrictamente un profesional médico después de revisar al paciente y hacerle exámenes diagnósticos. 

 

• Cirugía: en casos donde el niño tenga párpados caídos o cataratas, podría necesitar una cirugía. Una operación de miopía a tiempo disminuirá de una buena manera esta enfermedad en edad adulta acompañado, en efecto, de consultas frecuentes cada tres meses para saber si el porcentaje de desviación y agudeza visual ha mejorado.

 

Tenga siempre presente que el diagnóstico y tratamiento tempranos pueden ayudar a prevenir problemas de la visión. Este es el momento para cuidar y proteger su visión o la de su pequeño en Bogotá Láser. Contamos con la mejor tecnología junto con los profesionales capacitados para descubrir a tiempo síntomas como estos realizando al mismo tiempo un diagnóstico de queratocono u otras enfermedades de los ojos.


Si desea obtener más información sobre nuestros procedimientos, nuestra tecnología para tratar patologías como el queratocono o la presbicia y la formación de nuestros especialistas, no dude en contactarnos, estaremos atentos a resolver todas sus inquietudes.

Compartir en: